El PSOE exige a Torres Hurtado que blinde a los 700 trabajadores de la Ayuda a Domicilio.

El Grupo Municipal Socialista denuncia que el pliego para adjudicar el nuevo contrato no recoge la obligación de subrogar a los 711 trabajadores de este servicio municipal, “lo que pone en peligro el futuro de estos profesionales”. La socialista Jemi Sánchez critica que el nuevo documento no contemple que se mantengan los puestos de trabajo como ha ocurrido en adjudicaciones anteriores.

Ayuntamiento Bienestar Social

El Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Granada ha pedido al equipo de gobierno del alcalde, José Torres Hurtado, que blinde los puestos de trabajo de las más de 700 personas que prestan el servicio de Ayuda a Domicilio para el Ayuntamiento de Granada, tras dar a conocer que el pliego de condiciones para sacar a concurso este servicio aprobado en la Junta de Gobierno Local, “no recoge la obligatoriedad de prorrogar los contratos”.

La concejala del PSOE, Jemi Sánchez, especificó que, si bien, el pliego recoge a modo informativo los datos de los trabajadores actuales, “en ningún apartado garantiza que la nueva concesionaria tenga que mantener estos puestos personas, en algunos casos, con más de 30 años de experiencia”.

La edil del PSOE recordó que hace un mes “advertimos que el servicio estaba en el aire porque la empresa Clece se había negado a prorrogar el contrato, lo que ha obligado al Ayuntamiento a sacar un nuevo concurso”. “Todo apunta”, señaló Sánchez, que “la empresa ha reculado y volverá a concursar por un servicio en cuyo pliego de condiciones, a día de hoy, no se garantiza la continuidad de los más de 700 puestos de trabajo, algo que no vamos a permitir”.

La concejala aseveró que, “sobre documento que se aprueba hoy, llama la atención  que precisamente en el punto de la subrogación del personal, que era el germen de nuestras sospechas, la modificación es sustancial. La nueva redacción de los pliegos suprime la obligación de subrogar a la plantilla mientras que en otras convocatorias se obligaba a la empresa a subrogarse como empleador aportando un listado del personal”.

En este sentido, Sánchez aclaró que “la Ley de Contratación del sector público garantiza la subrogación en aquellos contratos que impongan la obligación de subrogarse, es decir, en el pliego se debe establecer una obligación  que casualmente en este ha desaparecido”.

Para la socialista, el hecho de que se adjunte solo “a efectos informativos” la relación de trabajadores no marca ninguna obligatoriedad, por lo que incidió en que, “nuestras sospechas siguen encima de la mesa”. Sánchez recordó que, “hace unos meses en Almería, el nuevo pliego de condiciones de la Ayuda a Domicilio eliminó también esta obligatoriedad y al mes la empresa Clece prescindió de 30 trabajadores”.

En este sentido, la edil del PSOE incidió en que “es lamentable” que “el PP en lugar de garantizar y blindar en el pliego la continuidad de 711 trabajadores, los deje sin ninguna garantía laboral”. Al respecto, la edil apuntó su temor “de que esta jugada sirva a la empresa para prescindir de los servicio de trabajadores veteranos y con 30 años de experiencia en el servicio”. Para concluir, condenó que “el PP siga jugando con el pan y el futuro de 700 familias, frente a los intereses de las empresas multinacionales que trabajan para este Ayuntamiento”.

Compartir