El PSOE pide celeridad en la investidura del nuevo alcalde para sacar a Granada del mapa de la corrupción.

El viceportavoz socialista anuncia que no se presentará la moción de censura tras la dimisión de Torres Hurtado “para evitar dudas y polémicas por la letra pequeña”. Oliver asevera que lo importante ahora “es que los granadinos recuperen la normalidad con Francisco Cuenca como alcalde, porque lo esencial el limpiar el Ayuntamiento de cualquier atisbo de corrupción abriendo los cajones y levantando alfombras”. El socialista confirma que el resto de grupos municipales mantienen su voluntad de que haya un cambio de gobierno municipal “para salvar Granada”

Ayuntamiento En Portada

El viceportavoz del PSOE, Baldomero Oliver, ha pedido hoy al alcalde de Granada en funciones, Juan García Montero, celeridad en el proceso de elección de nuevo alcalde, tras anunciar que no se presentará una moción de censura “para evitar dudas y polémicas por la letra pequeña”. En este sentido, Oliver apuntó que lo importante en estos momentos “es sacar Granada del mapa de la corrupción” y señaló que estamos “en un momento de excepción por lo que hay que actuar con celeridad para salvar Granada”.

El socialista aseveró que “me consta”  que el resto de grupos políticos de la oposición mantienen la voluntad de apoyar a Francisco Cuenca como próximo alcalde de Granada en un Pleno de Investidura, “con el objetivo común de limpiar de corrupción el Ayuntamiento de la capital”.

Oliver puntualizó que “los granadinos no entenderían otra cosa dada la grave situación en la que nos encontramos”, y recalcó el firme compromiso de los socialistas en el Ayuntamiento de “tomar las riendas de una ciudad que tiene derecho a que se levanten las alfombras, se abran las puertas y la ventanas de la Plaza del Carmen para que se conozca toda la verdad”.

“Por encima de las siglas políticas, los partidos de la oposición tenemos el objetivo común de limpiar el Ayuntamiento y favorecer un gobierno municipal de gente honesta fundamentado en la transparencia, donde no tenga cabida ningún atisbo de corrupción”, recalcó Oliver, quien insistió en la necesidad de acelerar “los trámites para poder comenzar a trabajar de inmediato y sanear política, ética y económicamente esta ciudad”. Al respecto, señaló que el PSOE “hará un acto de fe y creerá al alcalde en funciones del PP respecto a que no se dilatarán los tiempos para la investidura del nuevo alcalde”

En su comparencia a los medios, Oliver volvió a lamentar que los granadinos se hayan visto salpicados “por un Partido Popular señalado por la corrupción urbanística y por un equipo de gobierno que ha saltado por los aires por sus luchas y vendetas  internas”. Al respecto, el viceportavoz socialista afirmó que “el PSOE asume la responsabilidad que le corresponde como segundo partido con más representación en el Ayuntamiento de Granada con firme voluntad de construir el gobierno que la ciudadanía exige y merece”.

El viceportavoz del PSOE precisó además que su gestión se fundamentará en los mismo términos que trasladamos a los granadinos el pasado mayo, “dando cuenta de cualquier decisión cotidiana a la ciudadanía, contando con la corresponsabilidad del resto de grupos políticos ante una situación de excepción como la que vive nuestro consistorio”.

Compartir