PSOE e IU acusan a Ledesma de ocultar 39 millones de euros de remanente de tesorería negativo en el balance de cuentas.

La oposición censura que el PP presente datos sesgados de 2015 “para fingir estabilidad presupuestaria, cuando la realidad es que la situación económica del Ayuntamiento hace inviable el presupuesto de 2016 y condena hasta el del 2017”. Respecto a la tasa turística, el PSOE acusa al equipo de gobierno de “mentir a sabiendas de que es ilegal” y exige a Ledesma “el informe económico que sustenta unos ingresos de 4 millones de euros para este año”.

Ayuntamiento Economía y Hacienda En Portada Turismo y Deportes

Los grupos municipales del PSOE e Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Granada han criticado “la operación de maquillaje” realizada por el PP en la presentación de las cuentas municipales de 2015, “donde se ha presentado datos sesgados para ocultar la dramática realidad”. Así, el viceportavoz del PSOE, Baldomero Oliver señaló que al equipo de gobierno de Torres Hurtado “se le ha olvidado contar que tenemos un remanente de tesorería negativo de 39 millones de euros del ejercicio 2015, “un dato con la gravedad suficiente como para ponerlo sobre la mesa y no guardarlo en un cajón, ya que supone un tiro de gracia para el presupuesto de 2017, cuando ni siquiera está elaborado el de 2016”. En este sentido, recordó que el presupuesto de 2016 “ya está lastrado por un remanente de tesorería negativo de 19 millones de euros, procedentes de la liquidación de 2014”.

Oliver acusó a Ledesma de crear “una nueva teoría económica” a tenor de los datos de capacidad de ahorro del Ayuntamiento y señaló que “no hay nada que genere más capacidad de ahorro que un cadáver”. Al respecto, afirmó que “el PP ha convertido al Ayuntamiento de Granada en un cadáver económico, y le a dado a Ledesma la función de maquillarlo para que parezca fresco y lozano, cuando la realidad es que el cadáver huele muy mal”.

El socialista avanzó que, mientras el PP “sigue con su circo y su teatro, hoy cerraba en la Junta de Gobierno Local una  nueva operación de endeudamiento a corto plazo por 15  millones de euros, lo que nos sitúa en operaciones a corto plazo por valor de 55 millones de euros, cuando se supone que tenemos que iniciar el  nuevo ejercicio a cero, que sería lo lógico y responsable. Y no con este mochilón a las espaldad”.

Por su parte, el portavoz del Izquierda Unida, Paco Puentedura, señaló que “no vamos a participar en la operación de maquillaje que tiene orquestada Ledesma para tapar su desastre económico” y le urgió a presentar un documento de presupuestos real “si es capaz, o, en caso contrario, que dimita”. Puentedura volvió a exigir al PP que pongan “todos los papeles sobre la mesa si quiere colaboración de la oposición” y abogó por trabajar “en la búsqueda de cambios estructurales en la economía del Ayuntamiento, tanto en lo relativo al gasto, como en el apartado de ingresos”. Para el edil de IU,  “la situación es tan crítica” que probablemente “sea la peor vivida en este Ayuntamiento en los últimos 50 años”.

TASA TURÍSTICA ILEGAL

Respecto a la tasa de turística, el viceportavoz del PSOE  señaló que “es ilegal”, y exigió al equipo de gobierno del PP “el informe económico que avala una recaudación de 4 millones de euros para 2016”. Oliver acusó a Ledesma de “mentir a la oposición, a los periodistas, y a los granadinos, a sabiendas de que la tasa turística es una competencia autonómica, además de que el uso de los ingresos sólo puede ser finalista, es decir, para promoción del turismo de Granada y en absoluto para tapar el agujero económico provocado por el PP”.

Además, el edil apuntó que “de aplicarse hipotéticamente esta tasa, es exagerado engrosar la previsión de ingresos con 4 millones de euros, cuando todavía no hay ni un acuerdo con el sector”. Al respecto, incidió en que “estamos de nuevo ante un brindis al sol y una bomba de humo para desviar la atención sobre la realidad”.

Por su parte, Puentedura recriminó a Ledesma que “quiera   convertir al sector hostelero en su recaudador” e incidió en que “no es posible negociar con la oposición sin claridad ni transparencia”, al tiempo que le reprochó “la poca voluntad que tiene para salvar las cuentas municipales”.

Compartir